Monthly Archives: November 2015

LOS 8 PASOS DE LA CREATIVIDAD COMO MODO DE VIDA

Siempre he comentado a mis alumnos que la creatividad no es un tema de pintores y artistas, la creatividad es una manera de enfrentar la vida asumiendo retos y buscando soluciones que mejoren una situación.

 La creatividad y su proceso creativo será mucho mas eficiente en quien utiliza el aprendizaje constante como “ejercicio” para el cerebro, pues estudios recientes de la neurociencia han determinado que es completamente falso el mito de que a mayor edad de un ser humano y debido a la muerte de las neuronas, una persona perdía la capacidad de aprender.

La neurociencia ha demostrado que el continuo aprendizaje motiva a las interconexiones entre las neuronas (desarrollando más y mejores conexiones entre dendritas) y esto facilita que una persona pueda aprender, incluso en su vejez.

Debido a la importancia del proceso creativo, a continuación presento los pasos que un ser humano debiera seguir para solucionar un problema por medio de algo que he denominado: Creatividad como Modo de Vida:

  1. Se Presenta un Problema que parece complicado y quizás imposible de solucionar. A lo mejor sintamos miedo, o incapacidad, pero siempre valdrá la pena intentar solucionarlo.
  2. Es muy importante Aceptar el Reto. El camino fácil es decir no puedo, pero un creativo siempre dirá: Yo lo puedo lograr. Allí podremos subir el primer peldaño hacia la solución del problema.
  3. El siguiente paso es Entrar en Pánico. Allí decimos frases como: Es imposible, yo no sé del tema, soy incapaz, mejor que vega otro y lo resuelva… pero lo interesante de este paso es que “salgan nuestros miedos” para dejar la mente libre de aspectos negativos.
  4. El cuarto paso es fundamental: Estudiar el Tema; nos podemos ayudar de libros, del internet, o de personas que conozcan sobre el problema planteado. Este pasó es muy importante y nos permite acercarnos a soluciones similares a nuestro problema planteado.
  5. El paso número cinco es maravilloso, Debemos Reírnos, divertirnos, hacer lo que más nos gusta, ir de fiesta quizás, hablar de tonterías con los mejores amigos… nuestro cerebro necesita después de informarse, un descanso y es justo allí cuando el subconsciente comienza a trabajar.
  6. El sexto paso es muy simple: Dormir bien. Mínimo 8 horas.
  7. En el paso siete simplemente debemos Dejar que Suceda… sentiremos una especie de “iluminación”; nos llegará en cualquier momento la solución como por arte de magia. Una solución entre muchas quizás, pero una solución que nos ayudará a resolver lo que planteamos.
  8. Para el último paso simplemente debemos tener siempre cerca Pluma y Papel para Escribir, pues cuando nos llegue la idea debemos anotarla, no importa que sea a media noche; debemos escribirla sin omitir detalles, pues la solución nos llegará de manera impredecible.

Al final, un buen creativo de modo de vida, deberá tener mucha fe en si mismo, en sus capacidades, pues solo así lograremos llegar a soluciones efectivas que nos ayuden en la vida.

 

rectoria@ucuauhtemoc.edu.mx

LEGALIZAR O NO LEGALIZAR… ESE ES EL PUNTO

El tema de las adicciones y el narcotráfico siguen siendo una gran piedra en el zapato para nuestro país y el mundo entero.

Por un lado se encuentra la “sangre” que nos ha generado el negocio que son las drogas ilícitas para los países productores y consumidores, las cuales dejan al año miles de víctimas por control de rutas, ciudades y territorios.

Por el otro, una sociedad atraída por lo prohibido que encuentra en las drogas un gran refugio para olvidar sus vidas, repetir patrones, o simplemente, para estar a la moda.

En medio de ambos, sociedades perdidas, jóvenes sin futuro y una cantidad de muertos que asusta a cualquiera.

¿Qué hacer?

En el sexenio de Felipe Calderón se estima que fallecieron más de 60 mil personas por el narcotráfico, y en lo que va de éste, la cifra parece comportarse de la misma manera.

En cuanto a las adiciones a drogas ilícitas, podemos tomar el ejemplo de nuestro Estado, donde, según el Consejo Interuniversitario Contra las Adiciones, 7 de cada 10 jóvenes universitarios han probado drogas en su vida (sin decir que sean adictos), y de estos, 9 de cada 10 lo hicieron debido a que sus “mejores amigos” los invitaron a hacerlo.

Como podemos observar, el tema es sumamente complejo, creciente y muy rentable.

Definitivamente el tema de las drogas debe ser tratado con mucho cuidado y responsabilidad, pues son muchas las aristas que se deben analizar antes de tomar un partido definitivo como el de legalizar o no, su consumo recreativo.

Particularmente veo como un grave error el decidir radicalmente por una postura sin conocer y analizar lo que está pasando en el mundo.

Desde el punto de vista del negocio, es claro: La legalización pudiera ser el mejor camino para acabar con la “sangre” generada, pues ya en manos del estado sucedería lo que hoy hacen muchos países que controlan el alcohol, por ejemplo.

En cuanto al consumo, bien valdría la pena analizar lo que están haciendo Suiza y Portugal particularmente, entregando de manera gratuita la droga a los adictos, y de manera paralela llevando un plan de disminución y tratamiento que busca reintegrar a la sociedad a los adictos.

También se deberían analizar los resultados de lo que realizó Estados Unidos con la legalización de la marihuana en algunos estados, o lo que valientemente hizo Uruguay (particularmente interesante por tratarse de un país en vías de desarrollo)…

México tiene condiciones muy particulares en el tema del narcotráfico, pues al haberse convertido en el principal distribuidor de droga en el mundo, hoy presenta los problemas del negocio y el consumo, lo que hace complejo y urgente el enfrentar el problema.

Desde mi particular punto de vista, el gran responsable de lo temas de consumo de drogas ilícitas, es la familia y su estructura, pues allí es donde se cimientan o se dejan de cimentar los valores que un joven necesita para alejarse de este gravísimo problema. Lo triste es que los padres han deicidio dejar la formación de sus hijos únicamente en los colegios, amigos, y empleadas de servicio doméstico, lo que facilita enormemente que los jóvenes se desarrollen sin las habilidades que los alejen de este “monstruo de 7 cabezas”.

Legalizar o no legalizar, ese sería el punto. Cualquiera de los dos caminos es aceptable, dependiendo del punto de vista de donde se vea. Lo importante es que no dejemos el problema únicamente en las autoridades, pues la solución está en fortalecer las herramientas en nuestros hijos para saber decir NO, ante la primera situación que se les presente.

rectoria@ucuauhtemoc.edu.mx

MENOS CRÍTICA. MÁS ACCIÓN EN EDUCACIÓN

Mucho he podido escribir en este espacio sobre los graves problemas de nuestro sistema educativo mexicano los cuales se traducen en la pérdida de competitividad de nuestros egresados frente al mundo complejo en el que deben competir.

En varias ocasiones he presentado los resultados de los exámenes internacionales (en específico PISA) que se aplican para medir los resultados académicos (matemáticas, lectura y ciencias) de nuestros estudiantes, y en los cuales llevamos más de una década ocupando los últimos lugares de los países miembros de la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Académico).

Pero lo más fácil es criticar y señalar, pero: ¿Qué debemos hacer?

Definitivamente hoy nuestros docentes deben pasar de ser los “grandes sabios” capaces y conocedores de todo, a excelentes mediadores del conocimiento que lleven al estudiante a construir y  a aplicar lo que aprenden, en el día a día.

El Dr. Sergio Tobón Tobón especialista en modelos educativos y sociedad del conocimiento por la Universidad Complutense de Madrid y posdoctorado en competencias de los docentes en el marco del Espacio Europeo de Educación Superior, propone 6 competencias que las instituciones educativas tenemos la obligación de garantizar en nuestros estudiantes, a fin conseguir un ético y exitoso desarrollo de sus vidas profesionales; estas son:

    1. Plan Ético de Vida. No basta con determinar el plan de vida de un joven, éste debe ser ético. Eso significa, que el joven se integre a la sociedad pero respetando a la naturaleza, a su familia y a la demás gente que lo rodea.
    2. Emprendimiento. Un emprendedor no siempre es un empresario, pero la educación debe garantizar la formación de habilidades para determinar metas, desarrollarlas y cumplirlas, en un periodo de tiempo.
    3. Trabajo Colaborativo. La educación en la actualidad debe responder al trabajo construido por todos, de manera interdisciplinaria, y con objetivos que beneficien a la comunidad.
    4. Gestión del Conocimiento. Los estudiantes deben conocer el proceso investigativo, determinar donde está el conocimiento, lograr digerirlo, y con habilidades para aplicarlo en la vida diaria.
    5. Desarrollo Sustentable. Debemos ser capaces de formar en los estudiantes el equilibrio ecológico que nuestra generación olvidó. Debemos cambiar lo que hoy no nos gusta, por medio de nuestros alumnos.
    6. Comunicación Bilingüe. Los jóvenes tienen que ser capaces de comunicarse en una lengua diferente a la materna. No siempre deberá ser el inglés.

Podemos analizar muchos autores, pero lo más importante será partir de la premisa de que nuestro sistema educativo debe mejorar, y para eso, necesitamos fortalecer nuestra red de aprendizaje, esa que se encuentra compuesta entre familia y sociedad. Solo así, con un ecosistema de aprendizaje diferente, poder construir a través de nuestros estudiantes, el México en el que todos queremos vivir.

rectoria@ucuauhtemoc.edu.mx

YA BASTA DE QUEJARNOS: HAY QUE ACTUAR.

Definitivamente me molesta demasiado leer las continuas quejas de la gente en las redes sociales contra el gobierno y sus instituciones.

¿Tenemos problemas? SÍ, y muchos, pero este país los formamos cerca de 120 millones de personas que cada día nos levantamos a luchar.

Es muy fácil culpar a otros de lo que no nos gusta: corrupción, pobreza, desigualdades, violencia, niveles educativos… pero yo me pregunto: ¿Qué hacemos cada día por construir el México que soñamos?

¿Somos capaces de no dar una “mordida” a un policía que nos quiere infraccionar? Esta acción es igual de equivocada a los millones que se pueda robar un Gobernador de un Estado.

¿Somos capaces de dedicar 10 minutos en las noches para leer a nuestros hijos inculcando este hábito? Entonces no nos quejemos de que un mexicano en promedio lee 1.2 libros al año, cuando un niño de primaria en Finlandia lee un libro por semana.

¿Somos capaces de construir una familia son violencia física o psicológica?

¿Soy capaz de ayudar a los demás así sea con una sonrisa de aliento?

Personalmente he creído que este mundo no se cambia únicamente con dinero; si alguien tiene mucho, lo podría invertir en tantas áreas de extrema pobreza de nuestro país, pero a México lo podemos cambiar con pequeñas acciones día con día.

México es una de las 15 economías más grandes de planeta, es uno de los países con mayor producción petrolera, cuenta con playas hermosas, arquitectura prehispánica, colonial, moderna. Nuestro país se consolida cada día como una potencia en manufactura automotriz, entre muchas otras.

Debemos ser realistas, la riqueza de México no se distribuye equitativamente, pues si bien tenemos un ingreso per cápita anual de más de 15 mil dólares, la realidad es que contamos con una pobreza creciente que según datos de la OCDE ya impacta a 70 millones de personas.

Particularmente considero que nuestra generación y quizás, las 2 anteriores, acabamos este planeta en poco menos de dos siglos, en 3 aspectos básicamente:

-       Ambiental: no cabe duda de que hoy sostenemos el planeta con “dos hilitos”. En Aguascalientes por ejemplo, pasamos en 30 años de tener ojos de agua en diferentes puntos del Estado, a tener en la actualidad pozos de extracción de agua a más de 500 metros de profundidad.

-       Valoral: Tristemente hoy somos capaces de “pisotear” al otro con tal de lograr nuestros objetivos.

-       Repartición de la Riqueza: Los 85 hombres más ricos del mundo tienen lo mismo que 3.500 millones de personas… un contraste aberrante.

Después de analizar el crecimiento de muchos países que hace algunas décadas estaban en pobreza y desigualdad como el nuestro, he llegado a la conclusión de que México necesita llevar a cabo dos acciones para transformar su realidad. La primera es la de mejorar el sistema educativo, y la segunda, apostar por la formación de emprendimiento a la temprana edad.

Al final, considero que nuestra generación tiene la obligación de revertir el daño que hicimos o aceptamos, por medio de nuestros hijos, inculcando los valores que los lleven a construir un México diferente, ese lugar donde todos soñamos vivir.

rectoria@ucuauhtemoc.edu.mx