Daily Archives: April 21, 2017

UN BUEN PADRE DE FAMILIA ES…

Estamos en medio de una nueva Feria Nacional de San Marcos y los padres de familia la siguen sufriendo.

Para los jóvenes la feria es un espacio diferente donde se permiten ciertas libertades que durante el año están prohibidas.

Para las autoridades que nos gobiernan es un buen momento para mostrar nuestra belleza a invitados especiales y a otras autoridades nacionales e internacionales, pero también se convierte en el “gran problema”, debido al incremento de inseguridad que atrae el festejo abrileño.

Para los padres de familia la feria puede ser el gran dolor de cabeza, pues generalmente los jóvenes sobrepasan los límites durante el festejo.

Según el Gobernador del Estado la derrama aproximada de recursos durante la feria es de 8.000 millones de pesos, beneficio que contrasta significativamente con los cerca de 1000 detenidos que puede tener un fin de semana de feria, debido a diferentes faltas administrativas.

No cabe duda que la feria es un excelente evento que transforma nuestra ciudad durante casi un mes, pero la realidad es que el incremento en los delitos, el consumo excesivo de alcohol, los accidentes y diferentes problemas, hacen que para muchos la feria se convierta en un gran dolor de cabeza.

Para el Consejo Interuniversitario Contra las Adicciones en el día a día (sin feria o con feria), el 70 por ciento de los universitarios del estado han probado drogas ilegales en su vida, y poco más del 80 por ciento son consumidores habituales del alcohol, lo que significa que toman semanalmente de una a dos copas. Esta es nuestra realidad, la de una juventud que excede límites y es cada día más cercana al consumo de drogas licitas e ilícitas.

Considero que el delicado problema en el aumento del consumo de drogas lícitas e ilícitas entre los jóvenes no es la feria o la zona de antros de la ciudad, el verdadero problema son unos padres de familia que han creído que un “buen colegio” es la solución para evadir la responsabilidad de educar a los hijos en límites y valores; unos padres que prefieren dar regalos y dinero a sus hijos antes que tiempo juntos, e historias inolvidables.

Mientras más solos crezcan nuestros hijos, más tentaciones y salidas fáciles tendrán para ingresar a un mundo complejo de adicciones, un mundo que seguramente los destruirá y les generará daños irreversibles.

Educar en el amor significa tener tiempo valioso con nuestros hijos (y no cantidad), significa escuchar con empatía, poniéndose en sus zapatos. Significa poner límites claros y estrictos frente a situaciones que pudieran ser amenazas. Significa vigilar inteligentemente a sus amigos y lugares de reunión. Significa hablar y ganarse su confianza.

Ser un buen padre de familia no es ser amigo de su hijo (los padres NO somos amigos de los hijos), es ser un guía que camine siempre a su lado, entendiendo su realidad, su generación, pero cimentando los valores, habilidades y seguridad que le ayuden en los momentos más difíciles de su vida, para convertirlos en energía creativa.

Ser un buen padre de familia es guiar con amor sin invadir la integridad, es instruir con firmeza sin agredir, es escuchar sin juzgar, en definitiva, es amar profundamente con el corazón, pero desde la razón.

rectoria@ucuauhtemoc.edu.mx