UN DOBLE TRABAJO. La tarea para este año.

Normalmente el inicio de un nuevo año es el momento para realizar planeaciones que nos ayuden a mejorar aspectos de nuestra vide personal y profesional.

Este nuevo año ha llegado enmarcado de varios aspectos que nos han estado preocupando de manera importante. Por un lado, nuestro planeta sigue inmerso en una crisis económica compleja que aún sigue siendo un dolor de cabeza para las principales economías del mundo, crisis que nuestro México ha resentido de manera considerable.

Por otro lado, hoy nuestro país se encuentra inmerso en una situación de inseguridad latente que ya nos ha llevado a que el mundo nos compare actualmente con las peores épocas vividas por Colombia en los noventas.

Si bien el panorama parece desalentador, nosotros, los ciudadanos de bien, somos los que debemos estructurar una planeación que nos ayude, y ayude al país, a buscar la salida de estos complejos procesos.

Como personas integrantes de una familia y una sociedad, tenemos la obligación de seguir el camino de lucha que aporte en la construcción de nuestro entorno inmediato y también el externo. Por un lado nuestra planeación financiera para este año deberá ser diferente. Es muy importante que logremos equilibrar nuestros ingresos y egresos buscando nunca gastar más de lo que recibimos, haciendo un esfuerzo, que en algunos casos será una tarea titánica, por ahorrar un porcentaje, asís sea mínimo, de lo que percibimos. Debemos ser capaces de priorizar nuestros gastos, eliminar suntuosidades, establecer estrategias de pago que podamos cumplir, además debemos evitar en lo posible, contraer deudas con bancos o prestamistas.

En cuanto a la situación de seguridad nacional, nuestra tarea como ciudadanos constructores de sociedad, debe estar encaminada a convertirnos en elementos suspicaces que utilicen la denuncia como arma para combatir el cáncer de la violencia que ahora nos asota. Debemos ser capaces de eliminar la indiferencia ante la duda; debemos dejar a un lado la idea trillada de que todas las autoridades son corruptas. México hoy nos necesita más que nunca; necesita de ciudadanos que aporten en su entorno inmediato trabajando más que nunca ante la crisis, con mente positiva, con la creatividad que nos caracteriza y que siempre nos ha hecho grandes. Pero también nuestro México necesita de ciudadanos que confíen en sus instituciones, que aporten y ayuden en un proceso que será complejo, pero del cual, como siempre, saldremos victoriosos.

Para este 2009, la tarea será difícil pero nunca diferente a lo que estamos acostumbrados a hacer. La mayor diferencia en nuestro trabajo será la de ser más solidarios. Debemos ser gente capaz de apoyar a quienes nos rodean. Debemos ser capaces de estructurar nuestra célula familiar para que construya positivamente su entorno inmediato trabajando por encima de la crisis y la inseguridad que nos afecta.

Por que sumando es como avanzamos y trabajando unidos es como lograremos alcanzar el México que la mayoría nos merecemos.

Leave a Reply