2010: URGE UN CAMBIO EN EL PARADIGMA POLÍTICO

El siguiente año tendremos las elecciones más importantes para nuestro Estado y desde ya los aspirantes están trabajando arduamente por convencer a los que quizás se conviertan en sus futuros votantes.

La realidad es que el país entero atraviesa una dolorosa crisis en varios aspectos, lo  que nos ha llevado a que en la actualidad alrededor del 7% de las personas en edad laboral no cuenten con un empleo que les ayude a mantener sus obligaciones. Si bien los analistas económicos hoy hablan del final de la crisis y de que lo peor ya pasó, la realidad es que en los hogares se sufre por que los recursos no alcanzan, y en otros se llora por no contar ni siquiera con un trabajo que ofrezca alguna esperanza.

Otro tema complejo es el relacionado con la seguridad. Para muchos especialistas internacionales hoy México ya se encuentra en la lista de los países más peligrosos del mundo; y es que la violencia en México ha llegado a niveles tan complejos que ya la cotidianidad de los problemas nos ha llevado a aceptar y a convivir con la dura realidad.

El siguiente año tendremos la oportunidad de elegir a quienes regirán los destinos de los municipios del estado y al estado mismo. En el 2010 tendremos la gran oportunidad de proclamarnos por quienes consideremos puedan estructurar el camino de trabajo conjunto con los demás estados y municipios de México, buscando la línea que el país necesita para salir de tan complicado panorama.

Si bien en México las “Maquinarias Políticas” siguen teniendo una importante fuerza en las diferentes votaciones, ya es tiempo de que los ciudadanos entendamos la responsabilidad que tenemos de analizar a profundidad las estrategias de los candidatos a fin de cambiar el actual paradigma de votar por un partido, buscando mas bien proclamarnos por los candidatos que consideremos se acerquen a la solución de los problemas que cada quien vivimos en nuestra ciudad. En definitiva, ya es tiempo de madurar nuestra democracia, votando mas bien por las ideas, que por un color que se “lleve en el corazón”.

No siempre los candidatos de uno u otro partido son buenos o malos, u honestos, o corruptos. Los partidos se integran de personas, y no siempre las dirigencias de estos escogen a los candidatos adecuados, por lo que ya es tiempo de que el electorado se proclame por quienes muestren las mejores aptitudes y actitudes (que en campaña casi todos las tienen… el problema es después) para desarrollar el trabajo que México necesita para cambiar su actual realidad.

México es mágico, México es grande, y por lo mismo se merece gobernantes acordes al potencial que tiene su gente. La realidad es que el país debiera presentar otras condiciones de desarrollo y estabilidad, por lo que en nosotros está la oportunidad de escoger a quienes puedan buscar estos objetivos. Ya basta de la apatía hacia la política. Ya basta de dejar las votaciones a cierto grupo de la población.

Hoy más que nunca nos debemos proclamar por un México diferente, por un México que crea en su gente, que entienda su potencial. Hoy más que nunca el país necesita de un electorado serio y analítico que vea en el siguiente año la posibilidad de nombrar a quienes se requieren para alcanzar el Aguascalientes y el México de primer mundo que nos merecemos.

Leave a Reply