PANAMÁ: Un caso exitoso en Latinoamérica

El crecimiento económico del país para este año estaba pronosticado en un 3,4 por ciento. Según la OCDE (Organización para Cooperación y el Desarrollo Económico), México únicamente crecerá un 1,2 por ciento, muy por debajo de lo estipulado el año anterior. La parte positiva del tema, es que la OCDE ve con muy buenos ojos el crecimiento de México para el 2014, donde pronostica un crecimiento de la economía del 3,8 por ciento, y un 4,2 por ciento para el 2015. Según la OCDE, estos crecimientos irán de la mano de la capacidad del gobierno para manjar el tema de la reforma energética y financiera. Al final de cuentas también existe un ingrediente complejo que afecta directamente a México, y es el relacionado con la tensión política monetaria de la Reserva Federal en Estados Unidos, lo que podría llevar al país a un incremento en los tipos de interés que hasta ahora se han logrado mantener estables y que han hecho que la moneda no tuviera variaciones abruptas.

Dentro de las estrategias llevadas a cabo por los países del continente para mantener el crecimiento de sus economías, vale la pena analizar el caso de Panamá, quien ha mostrado un importante auge en infraestructura, vivienda, minería, turismo e inversión extranjera.

Hasta hace unos años, este país centroamericano dependía de los ingresos que le generaba el Canal controlado por los estadounidenses, pero parece ser que los panameños entendieron la manera norteamericana de trabajar, y hoy la aplican en diferentes rubros, lo que les ha llevado a ubicarse como uno de los países más estables y con mayor crecimiento en los próximos años (8,5 por ciento el crecimiento esperado para el 2013, 7 veces el esperado para nuestro país).
Hoy Panamá está ampliando su Canal, con una inversión de 5.250 millones de dólares. Además amplía el aeropuerto Tocumen de la capital, que triplicará su capacidad, para atender a 18 millones de pasajeros por año.

El crecimiento inmobiliario es de resaltar, con 120 mil dólares hoy se adquiere una casa a 30 años con una tasa de hasta el 4 por ciento anual. Recordemos que este país no tiene banco central, lo que lleva a las entidades financieras a competir por el cliente ofreciendo importante beneficios.

Hoy ciudad de Panamá se encuentra construyendo su primera línea del metro con una inversión de 1.800 millones de dólares, y con la ampliación de la cinta costera, una autopista que facilita la comunicación entre el centro y la periferia. A estas inversiones, se suman la gran cantidad de centrales hidroeléctricas en obra, los nuevos aeropuertos de Colón y Río Hato, el Saneamiento de la Bahía de Ciudad de Panamá, la ampliación de varias autopistas y puertos, además de la construcción del tercer puente sobre el Canal, en Colón.

Para los especialistas el éxito de este país se debe a las sólidas finanzas públicas que se soportan en un esquema de baja tributación.

Además de las inversiones señaladas, Panamá ha estado trabajando fuertemente en el turismo, con el fin de explotar sus recursos naturales. También la minería se encuentra como el gran “as bajo la manga”, ya que este país cuenta con importante yacimientos.

Hace unos días el ministro de Economía, Frank de Lima, reportó que en solo cuatro años la pobreza se redujo de 36 por ciento a 25,8, mientras que la tasa de indigencia cayó de 17 por ciento a 10, uno de los indicadores más bajos de América Latina, esto sumado a una tasa de desempleo estable que no supera el 4 por ciento.

Como podemos ver, Panamá que hasta hace años era dependiente de un canal controlado por Estados Unidos, hoy se proyecta como una de las economías de éxito de la región. Si bien nuestra economía es muy diferente a la de este país, sería bueno analizar sus experiencias a fin de buscar caminos que le ayuden a nuestro México a establecer un mayor crecimiento económico que en el largo plazo, nos conduzca a disminuir los índices de pobreza.

rectoria@ucuauhtemoc.edu.mx

Leave a Reply