¿CÓMO ESCOGER UNA UNIVERSIDAD?

En la economía globalizada el capital intelectual es el principal activo de un país, por lo que muchas naciones están apostando por mejorar sus sistemas educativos. México no ha sido la excepción, la reforma educativa promovida por el Presidente de México justamente busca mejorar la educación, con maestros competentes y que puedan ser evaluados constantemente, a fin de garantizar la calidad de formación hacia los estudiantes.

 

Los cambios educativos tardan décadas, lo sabemos, pero no por eso hay que dejar de hacerlos, ya que México definitivamente ha perdido muchos escalones en comparación con los sistemas educativos de los países que son nuestra competencia en el tema económico.

 

La educación superior de nuestro país desde mi punto de vista, se encuentra en “tela de juicio”, y es que si bien contamos con reconocidas universidades que nos enorgullecen, bien es cierto que también pululan una gran cantidad de peuso-universidades avaladas por las autoridades educativas, que dejan mucho que desear, pero lo peor de todo, es que engañan a los estudiantes con una formación MEDIOCRE que seguramente les cerrará las puertas del sector económico llevando a sus egresados a subemplearse o a engrosar la crecida lista de desempleados del país.

 

Para quienes nos dedicamos a la educación superior seria es bien sabido el costo de formación por cada estudiante; es imposible formar integralmente y con calidad a un joven cobrando las cantidades que acostumbran estas pseudo-universidades.

La mejor herencia que una familia puede darle a sus hijos es la educación, y muchas veces el optar por una educación mediocre y de bajo costo los condena a un fracaso en su desarrollo profesional.

Los padres de familia deben ser muy “astutos” a la hora de buscar las opciones educativas de sus hijos. Casi siempre “lo barato sale caro”, por lo que como familia debemos hacer un gran esfuerzo para lograr una educación que asegure un éxito a los hijos en el largo plazo.

Muchas veces los padres no saben como escoger una universidad, es fácil, simplemente deben:

-       Revisar y comparar los planes de estudio. Hoy deben ser por competencias (aprender haciendo).
-       Comparar las instalaciones específicas de una carrera en las universidades que ofrecen una oferta similar.
-       Conocer el porcentaje de egresados laborando de la universidad que se desea.
-       Revisar que las instalaciones lleven al joven a una formación integral (académica, social, deportiva y cultural).
-       Conocer las certificaciones nacionales e internacionales de la institución.
-       Conocer el porcentaje de maestros de tiempo completo de la institución.
-       Conocer si la universidad en cuestión genera conocimiento por medio de procesos que fomenten la investigación.

El mejor regalo que un padre puede dar a su hijo es su educación, no olvidemos que el conocimiento es el principal valor que podemos tener, y una educación mediocre los puede llevar a un fracaso anunciado.

rectoria@ucuauhtemoc.edu.mx

Leave a Reply