EL CIDE, UN SOLDADO MÁS EN LA LUCHA CONTRA LAS DROGAS

Para todas las familias existe el temor y el riesgo de que un hijo sea presa de alguna adicción a las drogas legales o ilegales, y estos “fantasmas” se hacen mas latentes iniciando la Feria Nacional de San Marcos.

La realidad es que con o sin feria, la juventud mexicana está consumiendo mucho más alcohol y drogas, que en épocas anteriores.

Según un estudio de la Unidad de Investigación Epidemiológica del IMSS, 9 de cada 10 jóvenes de 12 a 18 años de edad en Aguascalientes, son consumidores habituales de alcohol, y 4 de cada 10, ya presentan síntomas clínicos de alcoholismo.

En Aguascalientes existe un organismo denominado Consejo Interuniversitario Contra las Adicciones (CICA), que lleva 15 años buscando apoyar, alertar y disminuir el consumo de drogas lícitas e ilícitas, entre los estudiantes universitarios de la entidad.

Este organismo, que hoy tengo el honor de presidir, ha detectado que 7 de cada 10 jóvenes universitarios en Aguascalientes han probado drogas en su vida, sin que quiera esto decir que son adictos, pero de estos, 9 de cada 10 lo hicieron porque su amigos les dijeron que lo hicieran.

Como podemos observar el tema es bastante complejo, y lo peor de todo, es que los padres de familia se encuentran demasiado lejos de las amenazas y realidad de sus hijos, con respecto al tema.

El plan de trabajo del CICA en el estado incluye 3 líneas claras de acción, una es la difusión entre la sociedad de la existencia de este organismo, otra es la capacitación docente en detección de consumo de jóvenes, y la tercera está centrada en la medición de consumo de drogas lícitas e ilícitas entre los jóvenes universitarios.

Para este trabajo, desde hace algunos días el CICA cuenta con el apoyo de una gran institución, el CIDE (Centro de Investigación y Docencia Económica), quien de la mano del Doctor Alejandro Madrazo y su equipo, han mostrado gran interés en sumarse a los esfuerzos que el CICA viene realizando por varios años en la lucha contra este complejo flagelo.

Con todo su equipo de investigadores de gran renombre mundial, el CIDE se suma a los trabajos para el análisis de las estrategias de prevención que durante mucho tiempo el CICA ha venido desarrollando, además de ayudar en la creación de las mediciones para detectar el consumo de drogas lícitas e ilícitas entre los jóvenes universitarios.

Este es un tema complejo y delicado que debemos asumir como un problema de salud pública; además debemos entender que los padres de familia son los principales responsables de la prevención de sus hijos ante este problema.

El gran reto que hoy tenemos es precisamente convencer a las familias de su responsabilidad en la prevención como principal herramienta de defensa ante el problema, pues una familia desinformada, definitivamente estará más vulnerable.

La juventud es el gran tesoro de una sociedad, por lo que el trabajo conjunto será la mejor manera de construir una sociedad sana que sea consciente de sus errores pero con la habilidad de entender las consecuencias de sus decisiones; solo así podremos formar jóvenes capaces de alejarse conscientemente de las drogas.

rectoria@ucuauhtemoc.edu.mx

Leave a Reply