BEBER Y MANEJAR… CON SANCIONES EJEMPLARES

Según datos del CICA (Consejo Interuniversitario Contra las Adicciones) ocho de cada diez universitarios (universidades públicas y privadas) tienen un consumo habitual de alcohol, esto quiere decir, de una a dos veces por semana, una a dos copas, o más.

Del total de consumidores actuales de alcohol, 48% son mujeres y 52% hombres. Según datos del gobierno, en los años setenta, de cada 10 consumidores de alcohol, 7 eran hombres y 3 mujeres.

 

Como vemos el tema es complejo, ya que no sólo hay más consumo (según datos del CICA) sino que además está prácticamente igual entre hombres y mujeres.

 

Cada fin de semana vemos con profunda tristeza como alguien muere o queda con graves problemas irreversibles a causa de manejar en estado de ebriedad o ser arrollado por alguien que maneja bajo los insumos del alcohol.

Aguascalientes está entre los 5 estados que más fallecimientos tiene a causa de personas que toman la decisión de manejar alcoholizados.

Destrucción de vidas, de familias, de patrimonios, es el resultado de la irresponsabilidad de una sociedad “enferma” que no ha entendido la complejidad del problema.

 

Aún sigo sin entender como alguien puede molestarse con los retenes de revisión o del alcoholímetro. Aún no entiendo como los padres de familia no están al pendiente de sus hijos y no los educan para ser responsables y no manejar bajo el influjo del alcohol.

Muchos países han optado por rigidizar las sanciones contra quienes son detectados manejando después de haber consumido alguna cantidad de alcohol. En Colombia por ejemplo, se están cobrando multas de mas de diez mil dólares (sin posibilidad de fianza) a quien es detectado infringiendo esta ley. Por tal motivo han proliferado diferentes servicios de transporte que apoyan a quien decide tomar y ya no puede manejar. Con medidas como estas, se redujeron los accidentes en casi un 90%.

En nuestro México pareciera que nos “da miedo” enfrentar la realidad. Tomar medidas contundente. Sanciones, cárcel, retiro de licencia de conducción (como en Estados Unidos), retenes, etc., etc. No debiéramos tener mínimos. Una cerveza debería ser sancionada igual que si consumes 10, y manejas. La única manera de resolver este problema es con sanciones drásticas que si no logran resolver el problema de salud, por lo menos logren el miedo a la sanción.

 

Ya basta de tener una sociedad inconsciente. Ya basta de más familias destrozadas por la irresponsabilidad de un joven o un adulto que decidió manejar en un estado impropio.

Aguascalientes es punta de lanza en muchas líneas que nos llenan de orgullo, ojalá que tomemos el “toro por los cuernos” para enfrentar este grave problema de salud pública y de mortalidad que nos recuerda la vulnerabilidad de los seres humanos. Por un lado los padres de familia que deben educar mejor, con cimientos más fuertes. Un gobierno que debe ser estricto y decidido a cumplir con sanciones serias y determinantes, y una sociedad consumidora que tendrá que entender que tomar o no, es una decisión personal, pero que por ningún motivo se debe atentar contra quienes nada tienen que ver con las propias decisiones.

rectoria@ucuauhemoc.edu.mx

NECESITAMOS MÁS “ÁNGELES TERRESTRES”

Hoy vivimos en un mundo complejo y plagado de desigualdades.

Considero que nosotros hemos destruido este planeta en 150 años aproximadamente, en tres aspectos básicamente:

1-    Lo ambiental. Para nadie es un mito que este planeta lo estamos sosteniendo con “un par de hilitos”, pues día a día se hace más compleja la solución de este problema.

2-    Lo valoral. Tristemente hoy somos capaces de “pisotear” a los otros con tal de conseguir nuestros objetivos.

3-    La repartición de la riqueza. Es increíble que las ochenta personas más ricas del planeta tengan lo mismo que tres mil quinientas millones de personas.

 

Nos hemos convertido en un planeta individualizado e insensible, lo que nos ha llevado a no sentir el dolor del otro… y una sociedad que pierde la capacidad de sentir el sufrimiento de su vecino, está completamente perdida.

 

La tecnología, el desarrollo, el crecimiento, la economía, el estrés, los problemas diarios, la velocidad de la vida… todo nos ha hecho olvidarnos de las bases de convivencia y solidaridad por los demás. No es un tema de México, ni de las potencias, es el resultado de una sociedad “indolora” que se enfoca en la riqueza y el poder, como fines últimos de la existencia.

Pero no todo está perdido.

Siempre he considerado que el mundo tiene sus “ángeles terrestres”, personas que sin intereses personales ayudan a quien más los necesita; en las guerras, en los dolores de los otros, en las esquinas, en los momentos indicados. Tal es el caso de la señora María de Jesús Ramírez fundadora del Comedor El Abuelo ubicado en la Calle Libertad 607 en Aguascalientes, y donde cada día comen cerca de 100 abuelitos abandonados, solos, en pobreza extrema y con hambre. En este lugar hermoso (y no lo digo por sus instalaciones) cada día ocurre un milagro, pues mantener este lugar implica cerca de $10.000.oo al día, que la señora María consigue con mucho esfuerzo y con la ayuda de otros “ángeles” que ven en esta labor una excelente manera de regresar algo a la sociedad.

Un grupo de alumnos de la Universidad Cuauhtémoc de la Escuela de la Creatividad y el Bachillerato, vieron en este espacio una muy buena manera de construir un México diferente. Por esto, desde hace unos días han estado trabajando arduamente en dar a conocer a la sociedad aguascalentense este lugar a fin de que cada vez más personas se sumen en el apoyo a esta gran labor. También generaron una interesante campaña de recopilación de víveres que servirán para llenar el alma y la pancita de estos abuelitos que llevan en sus mentes parte de la historia de nuestro territorio.

Estos “jóvenes ángeles” además de trabajar en la consecución de recursos, están dedicando parte de su tiempo para visitar a los abuelitos, acompañándolos con canciones, cuentos y juegos de mesa, dando un espacio de convivencia con quienes ya no fueron aceptados por sus familias, o por haberse quedado solos en este planeta.

 

Gracias María, gracias Gente Cuauhtémoc por tan noble labor. Hoy nuestro Aguascalientes, nuestro planeta entero, requieren de estos seres diferentes, esas personas capaces de ver en el sufrimiento del otro, una oportunidad de apoyo, de escucha. Hoy más que nunca nuestro complejo mundo necesita de “salvadores” que nos ayuden a construir la esperanza que muchos ya perdieron.

rectoria@ucuauhtemoc.edu.mx

AUGUSTO CURY. UN CAMINO EDUCATIVO DIFERENTE.

Para nadie es un mito que los países en vías de desarrollo tenemos la obligación de mejorar nuestros sistemas educativos ya que se convierte en el único camino para competir en la actual economía globalizada del conocimiento.

Muchos países asiáticos hace unos años optaban por educar a sus alumnos en las mejores universidades del mundo (Estados Unidos e Inglaterra) con el fin de que al regreso a sus lugares de origen, aportaran en el desarrollo de la industria; pero ahora han optaron por mejorar sus sistemas educativos lo que los ha llevado a que muchas de sus universidades ocupen lugares privilegiados en las evaluaciones internacionales, como por ejemplo la Universidad Nacional de Singapur que ocupa el lugar 22 en el ranking de las mejores universidades del mundo.

 

Para Latinoamérica el reto es enorme, pues cada día la diferencia es mayor entre los mejores del mundo y nuestros sistemas educativos.

La realidad es que hemos enfocado muy mal nuestro desarrollo, ya que los pocos esfuerzos por mejorar no han estado alineados con las necesidades de la región y mucho menos con las del mundo. Mientras el planeta exige innovación, creatividad, y competitividad, nosotros seguimos “atorados” con sistemas educativos que privilegian la repetición de la información.

 

Si un país en Latinoamérica ha estado trabajando hacia un cambio radical de su sistema educativo, es Brasil, que con su esquema de todos por la educación ha conseguido avances significativos en la mejora de sus resultados académicos.

Es justamente un educador y psiquiatra brasileño, Augusto Cury, quien ha dedicado su vida al desarrollo de estrategias que ayuden a los docentes a un camino de formación diferente que le ayude al educando a entender y a incorporarse al complejo mundo del conocimiento que hoy vive el planeta. A continuación presento las 8 premisas que el Dr. Cury propone en la enseñanza de los verdaderos docentes a quienes denomina como fascinantes:

1. Los buenos maestros tienen buena cultura académica y son elocuentes, mientras que los maestros fascinantes tratan de entender el funcionamiento de las mentes de sus alumnos para poder educarlos mejor.

2. Los buenos maestros tienen una metodología y son didácticos, mientras que los maestros fascinantes tienen la sensibilidad para hablar a los corazones de sus alumnos.

3. Los buenos maestros educan la inteligencia lógica, mientras que los maestros fascinantes educan la emoción, enseñan a sus alumnos a explorar su propio ser.

4. Los buenos maestros usan la memoria como depósito de información, mientras que los maestros fascinantes la usan para estimular la creatividad.

5. Los buenos maestros son temporales, mientras que los maestros fascinantes son inolvidables.

6. Los buenos maestros corrigen el comportamiento, mientras que los maestros fascinantes resuelven los conflictos en el salón de clases con inteligencia.

7. Los buenos maestros educan para una profesión, mientras que los maestros fascinantes educan para la vida.

8. Los buenos profesores preparan a los alumnos para el éxito, los profesores fascinantes preparan a los alumnos para los días más difíciles, transformar lo negativo en energía creativa.

Definitivamente tenemos mucho por hacer en materia educativa, ojalá lo entendamos, pues nuestro “aletargamiento” nos podría llevar a niveles de desigualdad con los países desarrollados que quizás ya no podamos revertir.

rectoria@ucuauhtemoc.edu.mx

LAS FORTALEZAS DE UN EMPLEADO – EMPRESARIO

Para todos es conocido que Finlandia ha estado obteniendo excelentes resultados en las pruebas académicas internacionales que se aplican a las principales economías. En estas mismas pruebas, México ha estado ocupando los últimos lugares en matemáticas, ciencias sociales y habilidades de lectura.

Cuando se han realizado comparaciones de ambos sistemas educativos, la respuesta es clara, mientras en México el fin último de la educación es el CONOCIMIENTO, en Finlandia es la PERSONA.

En este país primero buscan formar el trabajo en equipo, la responsabilidad, la ética, el liderazgo, la puntualidad, la tenacidad… mientras en México nos obsesionamos con los buenos resultados en los exámenes internos sin importar la realidad del niño, pues mientras mejor le vaya a los estudiantes en los resultados, los maestros ganan más (educación pública), y los colegios pueden exhibir en sus fachadas los “frutos” obtenidos (educación privada).

Claramente ha quedado demostrado que los resultados de nuestro sistema educativo nos están llevando a la PÉRDIDAD DE COMPETITIVIDAD ante economías que han transformado definitivamente sus modelos educativos hacia esquemas de fortalecimiento del SER HUMANO, pues para ellos, teniendo un ser humano fortalecido, el conocimiento se vuelve una consecuencia lógica. Comenta el ministerio de educación en Finlandia: “si un niño reconoce sus debilidades en matemáticas, pero sus fortalezas en biología, y cuenta con la capacidad de TRABAJO EN EQUIPO, se levantará de su cómoda silla y le dirá a su vecino que el es bueno en matemáticas y él en biología, por lo que deberían trabajar en equipo… así funciona el mundo. Cuando tú decides comenzar un negocio, no haces todo sólo. Buscas al Mercadólogo, al financiero, a los que consideres necesario para desarrollar tu idea”.

Después de casi 20 años dedicado al análisis de la educación en el mundo y en varios países de Latinoamérica, y conociendo claramente las debilidades y fortalezas del sistema educativo mexicano, he llegado a la conclusión de los 5 aspectos que considero fundamentales para un profesionista en la actualidad, y que seguramente lo llevarán a un desarrollo exitoso y competitivo en el mundo global. Estos son:

-       La Creatividad como modo de vida. La creatividad no es un tema de artistas, es una manera de vivir. La búsqueda constante de soluciones ante los problemas y necesidades nos hacen encontrar caminos que otros ni imaginaron ante los problemas cotidianos.

-       Capacidad de Resolver Problemas. Hoy más que nunca debemos formar en los estudiantes la capacidad de entender, desmenuzar y resolver cualquier problema de la cotidianidad.

-       Capacidad de Tomar Decisiones. Si algo nos critican las grandes empresas a los mexicanos, es la inseguridad ante nuestra toma de decisiones. Esta habilidad la debemos formar y fortalecer, incluso desde la educación inicial.

-       Capacidad de ser Proactivo. La proactividad es una excelente manera de ejercer la iniciativa, tomando el control de los problemas y adelantarse a las consecuencias. Siempre requiere de una muy buena capacidad de Trabajo en Equipo.

-       Capacidad de Adaptación. Ante el mundo en que vivimos adaptarse y reinventarse son fundamentales para mantenerse activo y ser parte del mundo cambiante en que vivimos. Este valor es fundamental para las nuevas generaciones. Un empleado o empresario estático y anquilosado, seguramente desaparecerá de los reflectores del mundo actual.

 

rectoria@ucuauhtemoc.edu.mx

LA ESCUELA EN LA NUBE, UNA IDEA INTERESANTE EN EDUCACIÓN

Hace unos días conocimos los resultados de la evaluación internacional a universidades que realiza la prestigiosa firma QS (Quacquarelli Symonds). De nuevo, México pierde varios peldaños en cuanto a la comparativa de las universidades latinoamericanas.

Durante muchos años nuestra máxima casa de estudios, la UNAM ocupó el honroso primer lugar como la mejor universidad de la región, sitio que ha ido perdiendo en los últimos años, cediéndole la posición a las universidades de Brasil, y más recientemente a la Pontificia Universidad Católica de Chile que hoy aparece como la mejor de Latinoamérica.

Nuestra UNAM se fue a la posición número 8, inclusive por debajo del Tecnológico de Monterrey que hoy aparece como la mejor universidad del país en el puesto 7 de Latinoamérica.

En su orden, tenemos: la Pontificia Universidad Católica de Chile en el primer lugar, seguida de la Universidad de Sao Paulo, luego la Universidad Estadual de Campinas, seguida de la Universidad Federal do Rio de Janeiro, la Universidad de los Andes de Colombia, la Universidad de Chile, el Tec de Monterrey, la UNAM, la Universidad Estadual Paulista “Julio de Mesquita Filho, y en el lugar número 10, la Universidad Federal de Minas Gerai.

Como podemos observar, en las diez mejores universidades de Latinoamérica encontramos cinco universidades brasileñas, dos chilenas, dos mexicanas y una colombiana.

Resulta interesante analizar que desde que Brasil lanzó hace poco más de dos décadas su programa de Todos por la Educación, ha logrado mejorar notablemente sus niveles educativos, lo que seguramente les vislumbrará un futuro bastante exitoso.

Actualmente México está invirtiendo arriba del 5 por ciento de su PIB (Producto Interno Bruto) en educación, muy similar a lo que hoy invierte Brasil, pero definitivamente podemos observar que mientras nuestra universidades mexicanas pierden terreno, las brasileñas se consolidad como las mejores de la región.

México definitivamente debe entender que la educación es el camino que el país tiene para trasformar su economía; si bien la reforma educativa del Presidente Peña Nieto es un inicio, aún nos queda muchísimo camino que recorrer en este sentido, pues el país ha demostrado que su sistema educativo no está formando con la calidad que se requiere en el mundo complejo que hoy vivimos; basta con observar los últimos lugares que hemos ocupado durante 12 años en las evaluaciones que aplica la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico) a sus miembros, donde en las pruebas de matemáticas, ciencias y habilidades de lectura hemos ocupado siempre el último lugar.

La educación es un tema tan complejo que es una pena dejarlo en manos únicamente del estado, de allí que es importante que el sector productivo, los padres de familia y las autoridades llevemos a cabo un consenso sobre lo que necesitamos y deseamos para que en un plazo largo podamos conseguir los resultados que México necesita para ser un país diferente.

 

rectoria@ucuauhtemoc.edu.mx

SEGUIMOS BAJANDO EN LA CALIDAD DE LA EDUCACIÓN SUPERIOR

Hace unos días conocimos los resultados de la evaluación internacional a universidades que realiza la prestigiosa firma QS (Quacquarelli Symonds). De nuevo, México pierde varios peldaños en cuanto a la comparativa de las universidades latinoamericanas.

Durante muchos años nuestra máxima casa de estudios, la UNAM ocupó el honroso primer lugar como la mejor universidad de la región, sitio que ha ido perdiendo en los últimos años, cediéndole la posición a las universidades de Brasil, y más recientemente  a la Pontificia Universidad Católica de Chile que hoy aparece como la mejor de Latinoamérica.

Nuestra UNAM se fue a la posición número 8, inclusive por debajo del Tecnológico de Monterrey que hoy aparece como la mejor universidad del país en el puesto 7 de Latinoamérica.

En su orden, tenemos: la Pontificia Universidad Católica de Chile en el primer lugar, seguida de la Universidad de Sao Paulo, luego la Universidad Estadual de Campinas, seguida de la Universidad Federal do Rio de Janeiro, la Universidad de los Andes de Colombia, la Universidad de Chile, el Tec de Monterrey, la UNAM, la Universidad Estadual Paulista “Julio de Mesquita Filho, y en el lugar número 10, la Universidad Federal de Minas Gerai.

 

Como podemos observar, en las diez mejores universidades de Latinoamérica encontramos cinco universidades brasileñas, dos chilenas, dos mexicanas y una colombiana.

 

Resulta interesante analizar que desde que Brasil lanzó hace poco más de dos décadas su programa de Todos por la Educación, ha logrado mejorar notablemente sus niveles educativos, lo que seguramente les vislumbrará un futuro bastante exitoso.

 

Actualmente México está invirtiendo arriba del 5 por ciento de su PIB (Producto Interno Bruto) en educación, muy similar a lo que hoy invierte Brasil, pero definitivamente podemos observar que mientras nuestra universidades mexicanas pierden  terreno, las brasileñas se consolidad como las mejores de la región.

 

México definitivamente debe entender que la educación es el camino que el país tiene para trasformar su economía; si bien la reforma educativa del Presidente Peña Nieto es un inicio, aún nos queda muchísimo camino que recorrer en este sentido, pues el país ha demostrado que su sistema educativo no está formando con la calidad que se requiere en el mundo complejo que hoy vivimos; basta con observar los últimos lugares que hemos ocupado durante 12 años en las evaluaciones que aplica la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico) a sus miembros, donde en las pruebas de matemáticas, ciencias y habilidades de lectura hemos ocupado siempre el último lugar.

 

La educación es un tema tan complejo que es una pena dejarlo en manos únicamente del estado, de allí que es importante que el sector productivo, los padres de familia y las autoridades llevemos a cabo un consenso sobre lo que necesitamos y deseamos para que en un plazo largo podamos conseguir los resultados que México necesita para ser un país diferente.

rectoria@ucuauhtemoc.edu.mx

GOBERNADOR Y ALCALDE, EXCELENTE MANCUERNA

Para nadie es un mito que la situación del país es bastante compleja. Inseguridad, impunidad, corrupción, desigualdades… a esto le debemos sumar que debido al actual precio del petróleo, y A la próxima decisión del gobierno de Estados Unidos de considerarse autosuficiente en materia del crudo, hace que se nos presente un panorama preocupante para los siguientes años.

 

Dentro de la compleja realidad mexicana, existe nuestro Estado: “La Suiza de México”. Aguascalientes es un lugar diferente, con oportunidades, con muchas menos desigualdades; un lugar donde trabajamos por la seguridad, por el empleo. Un estado con gobernabilidad, conectividad, con vías de comunicación eficientes, con un crecimiento ordenado y con una articulación admirable entre el Gobierno del Estado y el Alcalde de la Capital, lo que hace que tengamos las condiciones idóneas para crecer y desarrollarnos.

 

Debemos ser claros, hoy el Gobierno del Estado está realizando su trabajo: generación de empleo, fortalecimiento del sistema educativo, apoyo a la salud y coordinación en materia de seguridad, aspectos fundamentales para llevar a buenos términos a Aguascalientes.

Por otro lado, el Alcalde capitalino se ha enfocado en lo que debe hacer un alcalde y no en tratar de lucir ante el electorado.

Hoy nuestro Alcalde ha entendido que su trabajo está centrado en mantener en buen estado la ciudad y mejorar los servicios que requerimos en la vida diaria.

Desde mi punto de vista decisiones como las de generar una renovación de calles y avenidas con concreto hidráulico es una excelente decisión que nos habla de un Alcalde que piensa en la ciudad y no simplemente en la próxima elección.

Aguascalientes es un estado gobernable, punta de lanza y ejemplo a nivel nacional, y esto se debe a la excelente coordinación de dos gobernantes que desde sus trincheras y desde su deber, han entendido que la mejor manera de crecer es por medio de una articulación en el trabajo de ambas agendas y no con disputas que en muchas ocasiones lo único que han logrado es un retroceso con la ciudadanía y menos oportunidades para los aguascalentenses.

 

Pronto vendrá un nuevo proceso electoral. Esperemos que esa excelente diplomacia y prudencia que hoy se percibe entre el Ejecutivo y el Alcalde se mantengan, buscando que quienes ganemos seamos todos los ciudadanos, para así seguir sintiendo orgullo de que este Estado, su grandeza y su desarrollo, se debe a nuestros Gobernantes y a su gente, quienes hemos creído que trabajando conjuntamente y con tenacidad se logran más y mejores resultados.

¿Áreas de oportunidad? Claro que tenemos, pero cuando una comunidad entiende que el trabajo en equipo es la mejor manera de lograr objetivos, los resultados llegan, y es precisamente eso lo que nos ha llevado a estar en los lugares privilegiados que hoy tenemos en un país que vive una compleja situación.

 

rectoria@ucuauhtemoc.edu.mx

LA REFORMA HACENDARIA NO ES EL SUSTENTO DE MÉXICO

Iniciamos el año con el mayor optimismo a pesar de la situación tan compleja que está viviendo México. Si algo fortalece a este país, es su gente; luchadores que a pesar de las adversidades levantan la cara y enfrentan lo problemas sin importar lo complejodel panorama… la historia así nos lo ha presentado.

 

Hace unos días el presidente de México Enrique Peña Nieto hizo un comentario, desde mi punto de vista muy desatinado, en el que aseguraba que México estaba aún “estable” gracias a la reforma hacendaria promovida por él, la cual le entrega al país los recursos que se requieren para llevar a cabo la obra pública como motor de desarrollo… definitivamente, muy desatinadas palabras.

 

Para comenzar, del total de las reformas promovidas por el presidente, donde debemos aceptar que muchas de ellas son sumamente necesarias para transformar al país, la más “endeble” fue la hacendaria, la cual ha recibo innumerables críticas de expertos, ya que terminó por enredar los trámites de quienes ya contribuían, además de apretar acrecentadamente a quienes siempre han aportado más, lo que ha obligado a muchos emprendedores a desistir de sus negocios, por ejemplo.

 

Si es cierto, México requiere de una reforma hacendaria profunda, pero lastimosamente la promovida por el actual presidente se aleja mucho de lo que México necesita para transformar su economía.

 

Otras reformas como la de educación, la de energía y la de telecomunicaciones, quizás estén dando mayores dividendos a las necesidades de México, pero utilizar en su discurso a la reforma la hacendaria como soporte de “tranquilidad” de los mexicanos, es una decisión poco adecuada para la estabilidad que todos soñamos tener.

Lo peor que le pudiera pasar a presidente es comenzar a sufrir de “miopía de la realidad”. No aceptar los grandes problemas con que iniciamos este 2015 pudiera llevarnos a situaciones inmanejables que ninguno quisiéramos vivir.

El presidente debe ser congruente y aceptar que sobre su lomo lleva la ineficacia en la resolución del tema Ayotzinapa, la Casa Blanca y el tren ligero México – Querétaro; la presión por el preciodel barril de petróleo, el exagerado precio de la gasolina (la cual ya se encuentra al doble de lo que se paga en Estados Unidos), la volatilidad en el precio del dólar, la inseguridad inmanejable en varios estados, las dudas de los inversionistas internacionales ante la inseguridad del país, la falta de cumplimiento de la ley ante los abusos de los servidores públicos, la pobreza que ya llega a 70 millones de mexicanos…

 

La tarea de ser el presidente de México no es fácil, ya que Enrique Peña Nieto no es el único culpable del país que tenemos. México tiene lo que ha construido durante su historia, pero el camino actual no es el de buscar paliativos y excusas que simplemente le “tapen el ojo al macho” y que lo único que logran es un mayor enojo de la población, ya que en la actualidad la sociedad está mucho más informada gracias a los dispositivos móviles y redes sociales, por lo que aceptar los graves problemas que tenemos, seria el mejor camino para sentar las bases de un México diferente, ese lugar donde todos soñamos vivir.

 

rectoria@ucuauhtemoc.edu.mx

LA VIOLENCIA: El gran tema a resolver en México

Cuando se presenta un cambio de Presidente, todos esperamos mejoras que beneficien al país.

Hace unos meses cuando el actual presidente de la república tomó el liderato de guiar el país, muchos “pensamos” que Enrique Peña Nieto contaba con el andamiaje para soportar una estrategia que ayudara a la disminución de la delincuencia estructurada e informal en el país, que bien vale la pena decirlo, es una delincuencia que ha crecido desmesuradamente los últimos 20 años.

 

Lastimosamente la situación no ha cambiado, y peor aún, en algunos aspectos, ha empeorado. Para quienes vivimos en estados extraordinarios como Aguascalientes donde los niveles de violencia son muy bajos, tendemos a pensar que todo el país vive niveles “aceptables” de violencia, pero la realidad es muy, muy diferente a la de Aguascalientes, Mérida, Colima, entre muy pocas otras.

 

En el 2013 se registraron en México 5.3 millones más de delitos que en 2012. A esto le sumamos que uno de cada tres hogares en el país fueron víctimas de algún tipo de delito. El costo del delito para el 2013 fue calculado en 213.000 millones de pesos, lo que equivale al 1,27% del PIB, cantidad que estaría mejor utilizada en educación por ejemplo, donde llevamos más de una década obteniendo los peores resultados en los exámenes educativos que aplica la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico) en el mundo.

 

Lo más triste de todo, es que los datos deben ser mucho peores, ya que se estima que el 94% de los delitos no son denunciados.

Según informes del propio gobierno, en el país el 30% de las personas han sufrido un asalto en la calle o en los sistemas de transporte, 24% ha sido extorsionado, al 12% le han robado su auto, el 9% ha recibido amenazas, el 6,5% le han robado en su hogar, y el 3% ha sufrido lesiones a causa de un delito.

Como vemos, las cifras sol alarmantes. A esto debemos sumar la inseguridad latente en gran parte de las carreteras mexicanas, en las que después de las 6P de la tarde es un riesgo transitar, o incluso a cualquier hora del día.

 

El camino para resolver este problema, es complejo y quizás a largo plazo, pero definitivamente el primer paso debiera ser el de generar un esquema de cero tolerancia al delito menor, con castigos ejemplares que no inviten a delinquir por segunda o tercera ocasión; también la sociedad debe ver que los castigos contra el abuso de los recursos públicos son contundentes y eficaces, ya que es muy desmotivan te ver que la impunidad en el país es el pan de cada día.

 

Todos somos parte de la seguridad, es también nuestra responsabilidad, y cada quien debemos aportar en la construcción del México que soñamos, pero quizás por encima de las reformas estructurales planteadas por el Presidente Peña Nieto, el gran reto de su gobierno será el de regresar al país la seguridad, que según encuestas del gobierno, es la mayor preocupación de la población (58.1%), seguido del desempleo y el aumento de los precios.

 

Ojalá que el Presidente esté en sintonía con su gente, ya que por lo pronto estamos ingresando a niveles de violencia que quizás ya no seamos capaces de revertir.

rectoría@ucuauhtemoc.edu.mx

AÑO NUEVO, UNA NUEVA OPORTUNIDAD.

Existen “mitos” y “costumbres” para incluir en la noche de año nuevo: que si prendas rojas, amarillas o blancas dependiendo de lo que se busca alcanzar… que si las 12 uvas para los 12 deseos, que si salir con una maleta por la puerta para pasear mucho, etc…

 

Pero seguramente, cuando pensamos en buenos propósitos para el año que recién llegó, pensamos en cuestiones como mejorar de forma drástica nuestra alimentación, ahorrar para adquirir un nuevo auto, renovar la casa, dejar de fumar, etc…

 

Las anteriores son situaciones totalmente válidas, las cuales se suman en ocasiones, a deseos un poco más “sensibles” como el acercarse más a familiares y amigos, cambiar nuestra actitud ante las circunstancias, fortalecer las actividades en familia, valorar más lo que tenemos, etc.

 

Si bien todo lo anterior son cosas que deseamos nos ayuden a mejorar nuestra vida y entorno, existen otras acciones que pueden marcarnos aún más.

 

Terminó el 2014 y junto a él, seguramente se van alegrías, tristezas, triunfos, derrotas, historias de vida qué contar, tal vez positivas y memorables, pero tal vez dolorosas y llenas de rencor.

 

El iniciar un nuevo año es sin duda, una gran oportunidad de realizar una sincera reflexión sobre nosotros mismos y sobre nuestro actuar en este mundo…¿Qué he logrado y qué busco alcanzar?      ¿Qué tan trascendente ha sido mi labor y función en esta aventura llamada vida?, ¿Qué tanto he trabajado en la felicidad de los que me rodean?

 

Algunos de nosotros podemos contar lo mucho que hemos logrado haciendo alarde de nuestra capacidad y habilidad para alcanzar numerosos éxitos y amasar fortunas. Otros, podemos no haber contado con tanta suerte o bien, no haber aprovechado adecuadamente las oportunidades que se nos presentaron y que por falta de entusiasmo, pericia o pasión, dejamos ir.

 

Es muy productivo conocer qué nos permite crecer también en el plano profesional y ahora que empezamos de cero con un nuevo periodo, es valioso seguir trabajando en tener cierto bienestar para nuestras familias.

 

Otra de las situaciones que tomamos en cuenta al despedir el año, es el saber perdonar, olvidar  resentimientos que sólo nos hacen daño,  marcándonos negativamente de   por vida. No ganamos nada con llevar a cuestas algo que nos genera ruido interior y que no nos permite vivir con plenitud ni libertad, y que sólo nos desgasta y prohíbe ser felices.

 

Pedir perdón y aceptar una disculpa debe ser parte de nuestro actuar: la humildad es una hermosa característica que debe prevalecer en el ser humano. Lamentablemente a veces es difícil de encontrar, más no imposible.

 

Año nuevo, vida nueva.

 

Con buen ímpetu, este nuevo año 2015 viene a refrescar nuestras ideas, darnos renovadas esperanzas y a despertar una ilusión que nos motive a realizar todo con más anhelo; es increíble la sensación de estar incentivado para lo que esté por venir.

 

Excelente actitud y buen ánimo siempre…

 

Iniciemos con el pie derecho esta nueva oportunidad que nos brinda la vida de ser mejores con nosotros mismos y con los demás. Aprovechemos cada instante, cada momento y cada circunstancia. Arriesguemos, creamos, apasionémonos…

 

Feliz Año Nuevo, un gran abrazo y a disfrutar esta bella vida.

 

 

                                   M.D.A. JUAN CAMILO MESA JARAMILLO

                                        rectoria@ucuauhtemoc.edu.mx